Anuncio

Búsqueda

Colaboraciones

  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
Prev Next

Historia de los CPI

Historia de los  CPI

  El Sistema de Centros Públicos de Investigación Conacyt   El Conacyt y el Sistema Cuando el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt) fue creado en 1970, dependió de la Presidencia de la...

05 Mar 2012

Read more

Odisea para comprar unos boletos

Odisea para comprar unos boletos

Por Gaby Flores (gaby_flores@hotmail.com) Todo empezó como un día normal. Llevé a Shanti a su pediatra para revisar que su oído estuviera libre de infección tras 10 días de tratamiento con...

02 Mar 2012

Read more

Mapa láser en 3D muestra cambios después de un sismo

Mapa láser en 3D muestra cambios después de un sismo

Por Alejandro Hinojosa Corona / Departamento de Geología, CICESE La Tierra “sólida” no es tan sólida; está en una continua transformación generando montañas y abriendo océanos, donde la mayoría de estos...

10 Feb 2012

Read more

¿Para qué sirve una Agencia Espacial?

  La percepción de la población en general acerca de una agencia espacial nacional suele estar muy alejada de la realidad, sobre todo porque se desconoce las actividades que se pueden realizar, el...

17 Nov 2011

Read more

El nuevo paradigma; educación y cambio

El nuevo paradigma; educación y cambio

Del 6 al 10 de diciembre, en el Teatro universitario campus Mexicali, se llevará a cabo el VI Congreso internacional nuevo paradigma de la ciencia en la educación, un...

17 Nov 2011

Read more

Cuatro Cienégas enfermo de muerte

Cuatro Cienégas enfermo de muerte

Por: Valeria Souza (souza.valeria2@gmail.com) El sistema hidrológico del Churince, dentro del valle de Cuatro Ciénegas en Coahuila está enfermo de muerte. Este año 2011, no solo perdió los ríos y lagunitas que...

18 Oct 2011

Read more

Denominación de origen: entre la geografía y la responsabilidad

Denominación de origen: entre la geografía y la responsabilidad

Los efectos de la globalización plantean que las denominaciones de origen no deben ser otorgadas únicamente bajo criterios geográficos, sino que tienen que diversificarse, en virtud de los cambios que...

08 Jul 2011

Read more

La divulgación de las Ciencias de la Tierra sólida

Luis A. Delgado Argote La experiencia de platicar al público no especializado acerca de los procesos relacionados con la formación de cristales, de rocas y de montañas, entre otros, suele ser...

25 May 2011

Read more

¿Divulgar o fomentar la ciencia?

Gabriel Rendón Márquez En los últimos años se han incrementado los programas televisivos dedicados a la difusión de la ciencia a través de documentales que muestran los avances de la ciencia...

24 May 2011

Read more

Divulgación: ¿Conocimientos o inquietudes?

Divulgación: ¿Conocimientos o inquietudes?

Enrique Gómez Treviño Tal vez en lugar de difundir conocimientos deberíamos esparcir inquietudes. Y es que todos y cada uno de los resultados de la ciencia fueron precedidos por la inquietud...

24 May 2011

Read more
Anuncio

Síguenos en

La divulgación de las Ciencias de la Tierra sólida PDF  | Imprimir |

Luis A. Delgado Argote

La experiencia de platicar al público no especializado acerca de los procesos relacionados con la formación de cristales, de rocas y de montañas, entre otros, suele ser complicado por varios motivos, de los que vale la pena mencionar tres para ejemplificar:

1. A diferencia de fenómenos como los atmosféricos, los geológicos son tan lentos que, en su mayoría, pasan desapercibidos, o bien, se olvidan; 2. Nuestra experiencia sensible percibe sólo lo que ocurre en la superficie del planeta, por lo que es difícil entender los procesos que ocurren a kilómetros y decenas de kilómetros por debajo de ella; 3. Las ciencias de la Tierra sólida son multidisciplinarias, por lo que su inclusión en los programas escolares parece ser complicado para quienes administran la educación.

divulgacion luis delgado 1Respecto a la velocidad con la que ocurren los fenómenos geológicos, la explicación acerca de la formación de una montaña constituida por capas deformadas se deduce de principios físicos, mientras que el arreglo cristalino de una roca formada a partir del magma podrá entenderse con la ayuda de la fisicoquímica. En ambos casos, los procesos pueden medirse en millones de años (tómese en cuenta que el impacto del hombre en la Tierra inició hace unos 12 mil años). En contraste, hay fenómenos geológicos en los que la liberación de energía es rápida, como en las erupciones volcánicas, o muy rápida, como en los temblores. No obstante, estos fenómenos rápidos pueden volver a ocurrir después de decenas o centenas de años, tiempo suficiente para que las sociedades en general olviden que, en su mayoría, estos fenómenos son recurrentes. En ambas situaciones, nuestro sentido común nos ayuda poco.

En segundo lugar, al considerar que la corteza terrestre tiene un espesor promedio del orden de los 30 km (el radio terrestre mide más de 6,000 km), y que es en su interior donde ocurre la mayor parte de los procesos que observamos grabados en las rocas, es claro también que nuestro sentido común enfrente serias dificultades para descifrar la historia de la Tierra a través de sus rocas y sus estructuras. Por ejemplo, en gran parte de la península de Baja California, están expuestas rocas que estuvieron sepultadas varios kilómetros y que ahora están expuestas debido a un lento proceso de exhumación por el levantamiento de este pedazo de corteza, que alguna vez formó parte del macizo continental mexicano. En particular, entender que las masas de roca granítica que están ampliamente expuestas en las sierras Juárez y San Pedro Mártir fueron alguna vez cámaras magmáticas de volcanes que fueron activos hace más de 100 millones de años, cuando había dinosaurios en estas tierras, y que dichas cámaras o reservorios de magmas estaban a más de 10 km de profundidad, requiere de cierto entrenamiento.

divulgacion luis delgado 3Este entrenamiento se facilitaría si la enseñanza de algunos conceptos físicos y químicos desde la instrucción primaria, tales como presión y masa, temperatura y calor, así como la composición y propiedades de la materia, utilizaran ejemplos geológicos. Dichos conceptos son básicos para entender la naturaleza de los sismos, de la ruptura de la corteza y la formación de volcanes, así como para entender la formación de cristales o la separación de metales. Estos fenómenos naturales han cautivado a los hombres desde que tuvieron conciencia de su capacidad para transformar el medio ambiente y fueron clave en el desarrollo de las ciencias naturales.

Es probable que la divulgación de las Ciencias de la Tierra, por su perfil multidisciplinario, sea más fácil concretarlo en lugares donde existan las herramientas o los instrumentos para la observación y experimentación de fenómenos y materiales naturales. En ese sentido, son las instituciones donde se hacen estudios de geociencias donde posiblemente se tienen las mejores condiciones para hacer la tarea de la divulgación, así como los museos de ciencias.

No perdemos la esperanza de que, en un futuro alcanzable, nuestras comunidades cuenten con museos interactivos donde la comunidad científica tenga espacios equipados para la divulgación, y donde el aficionado a las ciencias naturales pueda acercarse y experimentar, así como resolver y plantearse nuevas preguntas, que es lo que finalmente busca la divulgación.